ArquitecturaDecoración

Tendencias en cocinas: Colores, distribución y superficies

Por 24 mayo, 2019 Sin Comentarios

La cocina ya no es ese espacio de paso que solo se emplea unas pocas horas para cocinar y almacenar los alimentos. Las tendencias en cocinas nos hablan desde hace años en cómo ya son un lugar en el que volcamos creatividad y diseño, lugares en los que nos gusta disfrutar cocinando o charlando con amigos y familiares. Recientemente os hablábamos del diseño de cocinas profesionales, en el cual hay que responder a necesidades como la resistencia, por un uso intensivo, y el control de las temperaturas. En este caso abordamos las tendencias en cocinas privadas, y lo hacemos consultando a Montse Moraleda, una profesional de Línea 3 Cocinas que trabaja en el mundo del diseño y mobiliario de cocinas desde hace 30 años.

Vivienda diseñada por Lourdes Martínez Nieto

Las cocinas en tonos oscuros ganan terreno

Como nos explica esta profesional, “el blanco sigue siendo el rey, con una imagen muy pura con encimeras del estilo Calacatta”, pero desde hace un tiempo las cocinas oscuras son tendencia. Señala que no hablamos de negros, sino sobre todo de colores como la antracita o un color nuez oscuro. Estos, señala son combinados siempre con madera, como el roble y el nogal. En el caso de estas cocinas, que tienden a la elegancia y sofisticación que aportan los tonos oscuros, Moraleda indica que un diseño apropiado es por ejemplo el Marquina. A ello hay que sumar que cada vez más se piden los interiores del mobiliario también en estas mismas tonalidades.

Cocinas abiertas e islas

Las islas son tendencia, de eso no cabe duda. “Todo el mundo apuesta ahora por el tipo de cocina abierta al salón y al ponerla así es la única manera de poner una isla que es la que siempre nos ha gustado poner”, explica la experta. Y apunta que  “si el espacio es estrecho podemos jugar con penínsulas”. La tendencia en la distribución de los elementos de la cocina pasa por un frontal en el que estén los muebles con los electrodomésticos, al que se incluye un pequeño desayunador para poner una cafetera o una tostadora, que desahogue la isla.

La isla contendrá la placa y el fregadero. “Sobre todo es fundamental que la encimera sea ancha y tengas una zona de barra para poner unas banquetas y hacer una vida más social, que puedas estar cocinando y no estés cara a la pared”, explica la diseñadora. Otra tendencia son los muebles abiertos o estanterías. Son útiles para guardar botes de cocina que pueden estar bien ordenadas a la vista y que aportan un toque estético. Al preguntarle sobre superficies y en concreto sobre el cuarzo, destaca entre sus características que los “acabados mate que ofrece nunca van a ser posibles en otro material”, y añade su resistencia como valor. Como experiencia personal cuenta: Yo tengo un cuarzo desde hace 12 años y no he tenido ningún problema”.

Un espacio para hacer vida e incluir decoración

“Tras 30 años de experiencia puedo decir que cuando empecé en esta profesión la cocina era lo menos importante de una vivienda, con una puerta siempre cerrada para evitar los olores y en el que se pasaba poco tiempo. Este mundo ahora es más apasionante porque los clientes quieren cocinas abiertas o que sean para hacer vida. No se trata de llenarla de muebles como antes para guardar todo el menaje. Ahora es todo acogedor. Son espacios en los que puedas poner baldas o plantas e incluir iluminación”, señala.

Adiós a los alicatados, hola a los aplacados

Según indica Montse, “hace ya muchos años hemos conseguido que los clientes no alicaten las cocinas”, y apunta que es tan sencillo como colocar aplacados donde vaya la zona de fregadero y cocina . Así, destaca que es tendencia que cuando en la encimera haya una superficie de veteado sutil, como un Carrara, se haga un aplacado de la pared. En el caso de que sea un diseño muy llamativo, más cargado, se puede combinar entonces con cristal.

Según indica Montse, “hace ya muchos años hemos conseguido que los clientes no alicaten las cocinas”, y apunta que es tan sencillo como colocar aplacados donde vaya la zona de fregadero y cocina . Así, destaca que es tendencia que cuando en la encimera haya una superficie de veteado sutil, como un Carrara, se haga un aplacado de la pared. En el caso de que sea un diseño muy llamativo, más cargado, se puede combinar entonces con cristal.

Responder